Español en América

agosto 21, 2009

Meteorología Urgente

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 2:24 pm

La Fundéu es una fundación con paradójico calificativo : del Español Urgente. Puede ser Español o en todo caso Urgente, pero nunca ambas cosas a la vez.

Los españoles tenemos prisa en terminar nuestro trabajo para irnos de tapas o de pinchos, es posible que si somos funcionarios estemos apurados en contemplar el estado de nuestra cuenta a finales de mes, o ir corriendo a nuestro domicilio para echarnos una buena siesta. Pero urgencia para los menesteres de la ciencia, nunca.

Podemos asegurar que el primer error de estos señores del BBVA y de la Agencia EFE, que son los que ponen las perras en este negocio publicitario, es desconocer la sesuda herencia de Sancho Panza : mucha filosofía, buen yantar en una buena mesa, un rato para la siesta, algo de jodienda, si se tercia, pero nada de prisas ni urgencias.

En esas urgencias estamos, cuando la Fundéu nos recomienda cómo se debe utilizar las palabras “ meteorología “ y “ climatología “. La meteorología, ocupa un lugar destacado en las noticias de los telediarios o informativos. Nos previene que mañana va a llover en Bilbao y que hará buen tiempo en Marbella, cosa que ya sabemos desde que la humanidad existe, pero es una ciencia que a los periodistas nos viene muy bien para rellenar las noticias.

La Fundéu no está de acuerdo con el uso y el tratamiento que los medios de comunicación hacen de estas palabrejas.

Ya en 1.794, Condorcet mencionaba esta materia como “ una ciencia nueva con el nombre de meteorología que enseña a conocer los fenómenos de la atmósfera que nos hará descubrir algún día las leyes todavía desconocidas “.

Para mayor abundamiento, el diccionario Lexilogos nos especifica su contenido : “ … que tiene por objeto el estudio de los fenómenos atmosféricos y la previsión del tiempo “. Más claro agua.

Según los lingüistas de la Fundéu, meterología es “ la ciencia que trata de los fenómenos atmosféricos “ y la climatología “ la que estudia los climas, es decir, las condiciones atmosféricas habituales en un lugar determinado “. Concluyen estos señores expertos en terminología y lingüística, sagaces inquisidores de nuestra lengua, que si decimos : “ hoy llueve en Madrid “, nos estamos refiriendo a la meteorología, pero si, por el contrario, lo que se afirma es que “ en el norte de España llueve con frecuencia “ nos estamos refiriendo a la climatología. La moraleja es “ ninguno de estos dos términos son los apropiados para hablar del estado del tiempo atmosférico.

En este caso se hablará de < condiciones atmosféricas >, < mal tiempo > , < buen tiempo> : < Las condiciones atmosféricas no serán favorables para emprender esa expedición >

Todas estas reflexiones “ atmosféricas “ son copiadas textualmente de la página de la Fundéu.

En definitiva, asómbrense señores, lo que nos recomienda la Fundéu, para terminar este cúmulo-nimbo estratosférico de tonterías climatológicas es : Evitar los términos meteorología y climatología y emplear “ CONDICIONES ATMOSFÉRICAS “ , “ BUEN TIEMPO “ o “ MAL TIEMPO “.

No se puede ser más ridículo, a partir de hoy, cuando los telediarios nos den el tiempo, nos dirán ; “ vamos a ofrecerles las < condiciones atmosféricas > para mañana “. Las otras dos recomendaciones ( < mal tiempo > y < buen tiempo >, son inviables.

No me imagino a una estupenda locutora diciendo : Les vamos a ofrecer a continuación el buen tiempo para mañana.

El uso idiomático es el que crea las palabras y hace costumbre. La corrección gramatical es superada por el “ se hace camino al andar… “.

Además, nuestros compis franceses lo explican con exactitud, y su definición es, exactamente el uso de nuestros periodistas de las televisiones. Después de más de cincuenta años de información meteorológica no podemos explicar a los espectadores que durante este tiempo nuestros periodistas estaban equivocados. La urgencia, nos dice Sancho, es mala consejera. Es mejor perder cinco minutos de nuestra preciada vida filosofando, que colgar chorradas en una página web que leen unos cuantos pringados como yo todos los días.

La utilización del término meteorología es correcta en el contexto tal y como la ofrecen los informativos. Los lingüistas de la Fundéu están confundidos.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: