Español en América

octubre 5, 2009

Funcionarios

Filed under: Política ficción — Mercedes @ 7:27 pm

                    

La economía es una ciencia misteriosa, muy sutil, en la que las matemáticas, mal que nos pese a parados, jubilados, funcionarios y un pequeño grupo de currantes, impone el conocido dos más dos. un pequeño grupo de currantes, impone el conocido dos más dos.

Los políticos en el poder, sociatas, progresistas y una masa incontable de oportunistas sin oficio ni beneficio, intentan perdurarse en el condumio.

A los votantes nos ignoran hasta un par de semanas antes de las elecciones para volvernos a engatusar hasta la siguiente cita.

Es un ciclo infernal que alientan los conocidos pelotas de la prensa por aquello de la influencia de los medios en los electores, pobres ciudadanos sin rumbo.

Un diario digital de hoy, que no es de los lanzadores de flores y alabanzas, dedica unas líneas a la siguiente “ burbuja “.

Tras la susodicha burbuja inmobiliaria, la siguiente, que le va explotar a este y a los siguientes gobiernos de España hasta finales del siglo XXII, es la burbuja funcionarial.

La piel de toro, cuenta con tres millones pasados de empleados públicos, mientras que si la comparamos con los países del G 20 a los que tanto nos gusta juntarnos para darles lecciones de cómo se deben hacer las cosas, gestionar la economía y la banca, la media de estos señores ricos y poderosos es de un millón de funcionarios por cada 100 millones de habitantes.

Si las matemáticas no se equivocan, España necesitaría 460.000 empleados de esos que mueven los papeles de una oficina a otra, para pasar el tiempo hasta que llegue la hora del desayuno, y después hasta la hora de salida o de las vacaciones.

Disponemos de siete veces más de estos señores de la nueva burbuja de los que realmente necesitamos.

Los ideologos del poder que son los mismos que los de la política, los que se dedican a lo público, para engordar cuando están delgados o para someterse a una dieta cuando están gordos, han previsto seguir con el aumento.

El año pasado incrementaron la cifra en nada menos que en 109.000 personas. La demencia continúa y en los presupuestos se persigue seguir creando más y más empleo público que según estos descerebrados es la mejor manera de acabar con el paro.

No creo que los dos partidos que bloquean la mafia en este país sean capaces de llevar adelante un plan para reducir, adelgazar, someter a una dieta drástica a la función pública.

No se trata de debatir si es conveniente o no, lo que procede es poner en la calle a esos cientos de miles de amiguetes, familiares y chupópteros que amenazan o han llevado a España a la ruina. Mañana puede ser muy tarde.

La realísima Academia define el sustantivo funcionario como persona que desempeña un empleo público, lo hace derivar de ” funcionar ” lo cual en muchos casos es mucho suponer. En la vigesimotercera edición la enmienda ha añadido ” profesionalmente “. Quedaría el, o la funcionaria : Persona que desempeña profesionalmente un empleo público.

Nuestros vecinos del norte, franceses por más señas, califican al funcionario como : Agente del estado o de otra persona moral de derecho público, nombrado para un empleo permanente y titulado en un grado de la jerarquía de una administración.

La característica de la función pública es la permanencia ” in eternum ” en el cargo para el que se ocupa. Y su mayor inconveniente.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: