Español en América

noviembre 29, 2009

Colocaciones IV

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 5:40 pm

¿Colocaciones o combinaciones?

La Lingüística moderna es más un diccionario de definiciones y conceptos que una ciencia, que en muchas ocasiones enfrenta a los especialistas.

Si en la entrega precedente dediqué una parte del trabajo a relacionar los diccionarios en lengua española disponibles, cometí el desliz de olvidar el excelente REDES dirigido por el lingüista Bosque.

Bosque trabaja en la actualidad en un proyecto de combinaciones denominado DRL o diccionario de restricciones léxicas,  en la Universidad Complutense y que publicará la editorial SM.

Esta editorial y el mismo Bosque publican un buen diccionario para las clases de ELE, “ Diccionario combinatorio práctico del español contemporáneo”.

Es preciso señalar que este destacado lingüista no es precisamente un fanático de las colocaciones como se han definido por un gran número de investigadores y especialistas.

En estas confrontaciones de lingüistas sobre como denominar las combinaciones o colocaciones léxicas, destaca como escuela la de la Universidad de Montreal donde especialistas francófonos – que no franceses- han creado diversos diccionarios de combinaciones. El primero del ruso Igor Mel’cuk en 1.984, a mi entender el primer diccionario de combinaciones. Se dice que la veteranía es un grado, y este primer diccionario es obra de esta escuela lingüística que es, además, adalid de la teoría de Sens-Texte. Partidarios de esta teoría son los profesores Polguère y Kahane cuyas propuestas no han encontrado seguidores entre los especialistas españoles.

Si la definición de conceptos no es tan importante como su empleo, no tengo más remedio que volver sobre las opiniones de lingüistas sobre esta forma combinatoria léxica que son las colocaciones.

Los españoles prefieren seguir las teorías de los ingleses. Por mi condición de francoparlante amateur sigo con atención las propuestas de los franco– canadienses- que son innovadoras.

Es preciso hacer constar que el ruso Mel’cuk ya publicó sus teorías sobre el Sens-Texte en Rusia. Resulta sorprendente que este ruso reconvertido al francés escriba y pronuncie conferencias en una lengua de la que no es nativo.

Otro olvido imperdonable (es una colocación) es el pasar por alto la trascendencia del empleo de las colocaciones en la enseñanza de primeras lenguas o maternas.

Seguiremos con nuevos entregas de este tema de las colocaciones.

El aprendizaje de lenguas maternas no es enseñanza sino adquisición, y dentro de ésta la incorporación de colocaciones se realiza de forma automática, pero no de forma exhaustiva.

No se encuentra un solo currículo de lengua española en las distintas etapas de la enseñanza en que aparezcan las colocaciones. Excepción es el Master de Didáctica del español de la UIMP que incluye una asignatura dedicada a ellas.

Al parecer, estas formas combinatorias no existen para los lingüistas que preparan los currículums.

Perdonen que vuelva sobre las definiciones de colocaciones y combinaciones y en concreto, también, sobre el diccionario de Bosque el DRL, de restricciones léxicas. Para este lingüista el distinguir entre < una combinación léxica sistemática y una colocación> es tarea imposible. Propone como ejemplos: leer un libro, resolver un problema, escribir una carta, presenciar un partido, atravesar una crisis, celebrar un cumpleaños, encender la televisión, etc. Entre los lingüistas hay diversidad de opiniones sobre si son o no son colocaciones. Para Bosque, que prefiere no entrar en la polémica, prefiere denominar a su diccionario como de combinaciones. Añade que su diccionario – en confección- no va en la dirección de la mayoría de los diccionarios en proyecto.

Alude en su artículo “La direccionalidad en los diccionarios combinatorios y el problema de la selección léxica” a que estos proyectos son comerciales, con una finalidad o especificidad determinada.

Entiendo que ni todos los diccionarios tienen un objetivo monetario, dado el escaso resultado de ventas y porque cada vez más al estar disponibles en línea el interés económico de los autores y las editoriales es escaso.

Casi todos estos diccionarios cuentan con la subvención y el apoyo de gobiernos y/o entidades públicas y universidades, sin cuyo concurso sería imposible realizar estos proyectos.

Anuncios

1 comentario »

  1. Hola,
    he caído por casualidad en este blog sobre colocaciones. Me agrada saber que estás interesada en los diccionarios procedentes de la Lexicología explicativa y combinatoria defendida por Mel’cuk, pero veo que no conoces el DiCE que venimos desarrollando para el español desde hace algún tiempo. Puedes consultar la versión del DiCE 1.0 en dicesp.cesga.es. En breve, lanzaremos otra versión más desarrollada y con más entradas. Espero que lo disfrutes.
    Un saludo

    Comentario por Margarita Alonso — enero 4, 2010 @ 7:05 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: