Español en América

abril 26, 2010

Lexicultura

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 12:39 pm

El lingüista Galisson acuña este concepto en 1.987. Iniciador de la especialidad de Didáctica de segundas lenguas es el primer investigador que otorga al léxico su verdadero lugar en la enseñanza.

Propone que el concepto de léxico y su estudio desde el enfoque semántico  y morfológico no es suficiente para el aprendizaje del léxico.

Para Galisson la idea de cultura de un grupo social, nación o país es la de la vida de ese colectivo.

Su explicación es etimológica – en francés tiene más peso específico- al ser sinónimo culture de cultura y de cultivo, hace proceder el concepto de cultivo, del hecho de cultivar la tierra. Galisson deriva la idea de cultura desde el cultivo de la tierra original hacia el cultivo del espíritu.

Distingue la cultura-accion que es la cultura de todos los días, la cultura corriente y moliente, esa idea que tenemos todos in mente de la cultura, que consiste en la experiencia, en los comportamientos que compartimos la mayoría de un grupo social, de la cultura-visión.

La cultura-visión es la de los filósofos, la de los pensadores, la de los sabios y científicos.

En términos vulgares la lexicultura comprende los proverbios, refranes, expresiones y locuciones populares, las letras de canciones populares y célebres, las actuales muy escuchadas, las películas famosas y, en concreto sus títulos que muchas veces pasan a formar parte como expresiones del vocabulario.

La lexicultura forma parte esencial de la cultura de un grupo social. De la misma forma la lengua es influenciada por la cultura y viceversa la lengua interfiere en las manifestaciones culturales.

Desde el punto de vista de su enseñanza Galisson es tajante:

<travailler simultanément la langue et la culture> (1988: 90)

La lexicultura ofrece una nueva perspectiva a la Didáctica de las lenguas explotando las relaciones naturales entre lengua y cultura.

Aclara más Galisson (1995:7):

<Le principal intéret de l’approche discursive, qui est intégrative, ou associative, par rapport à l’approche métadiscursive, qui est issolante ou dissociative, réside en ce qu’elle ne sépare pas les composantes nodales de la communication et qu’elle intégre l’enseignement de l’une à l’enseignement de l’autre>.

Continúa: <La culture quotidienne n’est pas apprise à l’école, mais acquise jour après jour, dans la pratique sociale. Elle n’est pas utile aux natifs puisque   quand ils découvrent son existence , elle est déja inscrite en eux, elle conditionne leurs comportements grégaires, mais ils ne savent pas comment cela est arrivé. Sans description fiable, on ne voit pas comment aurait été mis en place un enseignement de la culture quotidienne aux étrangers>.

La culture quotidienne es la cultura-acción, la cultura que nos absorbe, de la que estamos impregnados sin saberlo y, que nadie nos ha enseñado. Los locutores no nativos que estudian la lengua carecen, si no se les enseñan estos rasgos culturales, de referencias de la cultura de la lengua meta y, como explica Galisson, es preciso poner en marcha una metodología de esta cultura de todos los días.

La culture savante, que los traductores de Galisson la llaman cultura-visión es:

<… au contraire, elle est disponible en tant qu’objet de connaissance dûment décrit et répertorié. A ce titre, elle est donc enseignable. Ce qui explique, entre autres raisons, qu’elle figure longtemps aux programmes de l’école, aussi bien pour que les étrangers que pour les natifs>.

Esta cultura de nivel superior está fácilmente disponible en los “libros” sean de la literatura, la filosofía y la ciencia, por lo que sí se enseñan tanto a los nativos como a los que no lo son.

Para Galisson la lexicultura y la cultura compartida constituyen el eje central de la Didáctica de Lenguas Extranjeras. Propone las siguientes “normas de empleo”:

1º) Valorar la cultura-acción o cultura de todos los días de la que estamos impregnados por encima de la cultura-visión (la que se encuentra en los libros)

2º) Valorar la cultura de todos los días permite a los estudiantes extranjeros entrar en contacto con los nativos y comunicarse con mayor facilidad, hacerse comprender y ser aceptado por ellos, y

3º) La cultura compartida permite a los estudiantes no nativos a comprender culturas diferentes e integrarse e ellas.

Desde que Galisson introdujo sus ideas, la Didáctica de las lenguas incorporó la lexicultura por un lado y, por otro la cultura de todos los días a la enseñanza de segundas lenguas.

No se concibe hoy a un estudiante no nativo “aislado” con sus conocimientos de sintaxis y léxico, de la cultura popular, la que hemos llamado de todos los días, la de la calle, la de la gastronomía popular, la de las expresiones y refranes, pero también la que se lee en los periódicos, se ve en la televisión y, que es cambiante, sujeta a las modas y usos. Esta cultura que los nativos conocen por impregnarse de ella y en ella sin darse cuenta, ese acervo popular, que se adquiere inconsciente y automáticamente, debe de ser enseñada a los no nativos cuya intención es aprender una nueva lengua con la única intención de comunicarse. La cultura de todos los días forma parte importante de la enseñanza de segundas lenguas, y, su incorporación a los currículos de ELE se lo debemos a Galisson.

Ni que decir tiene que la enseñanza del léxico del que este lingüista francés destaca por encima de cualquier otra competencia su enseñanza en lenguas maternas y extranjeras, es el eje central de la enseñanza de lenguas.

En estas páginas nunca nos cansaremos de repetirlo una y otra vez y, apoyar y alentar iniciativas reflexionadas como las de PARQUE LÉXICO para que los alumnos de lengua incrementen positivamente su vocabulario.

La iniciativa de PARQUE LÉXICO en forma de esos libros para aumentar el léxico de las enseñanzas obligatorias de la lengua española, deberían extenderse a la enseñanza del léxico a estudiantes extranjeros. Aliento a esta editorial para que continúe con su excepcional empeño de incrementar el léxico hacia los estudiantes de español como segunda lengua, sector totalmente huérfano de estas iniciativas.

Cuando escribo iniciativas me estoy refiriendo no a una idea o concepto sino a una necesidad, es decir un campo de la enseñanza tan importante que permanece vacío de textos. Al parecer, se supone que el léxico se adquiere como la cultura popular que explica Galisson: parece como si el léxico se adquiriera de forma automática. Como no es así, necesitamos de la colaboración de profesores mentalizados por la necesidad de su enseñanza y, por otra parte, de la existencia de textos consistentes y razonados donde podamos apoyarnos para desempeñar nuestra función.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: