Español en América

enero 23, 2011

Formación y cultura

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 3:44 pm

El presidente francés Sarkozy en una reciente intervención en el Grand Palais dirigida al mundo de la cultura francesa, propuso su receta contra la crisis, aumentar la formación y la cultura.
La propuesta no es nueva, con nuestra humildad insistimos día a día la necesidad de poner por delante el conocimiento, léase formación y cultura, la innovación, la investigación en todos los ámbitos científicos.
Sarkozy propone a pesar de las “rebajas presupuestarias”, también en Francia, invertir en cultura, investigación, educación y en las universidades.
En Estados Unidos los aumentos en los presupuestos universitarios corresponden en la misma medida en incrementos positivos del PIB.
El concepto de “gasto público” aplicado a la ciencia sea a través de la I+D o de las universidades es una apuesta clara hacia el progreso, el auténtico progreso un tanto alejado de esas ideas falsamente llamadas “progresistas” de unos señores que sólo nos traen crisis y ruina económica.
Insiste Sarkozy en la formación de los profesores, los que están, como expresa con claridad, “a pie de obra”, luchando en el terreno por remediar las carencias de unos sistemas educativos a los que les sorprende el abandono escolar y para el que no tienen recetas.
Estamos de acuerdo con la necesidad de una mayor formación para los docentes, en especial los de los primeros niveles, la Primaria y la ESO, donde se producen las primeras carencias de incomprensión lectora, y, al final provocan el abandono escolar.
Nuestro análisis difiere en mucho de las recetas al uso y apostamos por la ampliación léxica que razonamos en nuestros innumerables estudios y trabajos apoyados en la observación del léxico actual muy diferente del de hace 15 o 20 años y, en el que constatamos un aumento extraordinario en el lenguaje coloquial de un léxico nuevo de origen informático y tecnológico procedente de las nuevas tecnologías que sustituye al “tradicional” de manera que formas (palabras) usuales han sido sustituidas y olvidadas.
Y estas formas “antiguas” que siguen formando parte de los libros y manuales de uso actual, son desconocidas por los estudiantes de las enseñanzas obligatorias.
Si a esto unimos la falta de lectura y el desconocimiento por nuestras autoridades académicas del papel central que el léxico desempeña en la comprensión de textos, el resultado es un catastrófico fracaso escolar que como se desconoce su origen verdadero, es imposible ponerle ni remedio ni freno.
El fracaso escolar se atribuye a la inmigración creciente en nuestras aulas –lo que puede ser parcialmente cierto-, al racismo, a la falta de formación de los padres que llegan a nuestras escuelas y, en general a causas sociológicas.
En nuestra opinión el fracaso escolar se debe en una pequeña proporción a esas causas sociológicas apuntadas y en mayor medida a la escasa formación de nuestros docentes, al deficiente sistema de selección del profesorado en el que prima como criterio para la contratación de docentes a la experiencia y en una proporción aplastante, a la carencia léxica motivada por las dos razones antes apuntadas.
La selección del profesorado de primaria y demás enseñanzas obligatorias gratuitas se realiza tomando como criterio principal, la experiencia previa de los docentes.
No podemos estar más en contra de este criterio, que para nosotros parte de un supuesto viciado, que es el reconocimiento de que estos docentes están lo suficientemente formados como para desempeñar su labor.
Pensamos que si la formación de salida es deficiente, equivocada o insuficiente, de poco o nada sirve una experiencia basada en criterios erróneos.
Por eso nuestra opinión, que el sentido común impone como cierta y correcta, es que el punto de partida de un profesor es una completa formación, dando prioridad a la ampliación léxica y a la comprensión lectora, su metodología, es decir, el porqué y el cómo remediar las carencias no sólo de nuestros alumnos, sino de toda la sociedad y de los enseñantes, por supuesto.
Una vez formados los profesores, el prácticum se impone, pero siempre después de una exhaustiva formación de base.
Un estudio canadiense sobre “literacy” –que expondremos con detalle en un próximo trabajo- pone de relieve la relación que existe entre los niveles de cultura y de comprensión de textos de un determinado país y el PIB per cápita del mismo.
Los esfuerzos que Canadá realiza para remediar situaciones de escasa comprensión lectora de su población, no sólo en su sistema educativo obligatorio, revelan que las bases y las conclusiones del estudio “L’apprentissage de la littératie au Canadá: Constatations tirées de l’Enquête internationale sur les compétences en lecture”, son fundamentales tanto para aumentar el PIB de un país como para mejorar la cultura. El trabajo es editado por Statistics Canadá, Ottawa, 2008, disponible gratis en línea en la página de http://www.statcan.ca en el apartado “publications”.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: