Español en América

septiembre 5, 2011

La “idioma”, dificultades del español para no nativos

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 5:42 pm

Nos referimos a los alumnos no nativos que se enfrentan a amplias sorpresas en el estudio del español.
Ni que decir tiene que los sustantivos terminados en la letra “a” en su inmensa mayoría pertenece al género femenino.
Sin embargo, un puñado de ellos es masculino. Es el caso de “idioma” y, frecuente que nuestros estudiantes extranjeros en sus redacciones escriban “la idioma”.
Resulta difícil explicar las excepciones a las normas, e idioma, día, mapa, tranvía, sistema, tema, problema, eccema, reuma, sofisma, poeta, aneurisma y, alguno más que se nos queda en el tintero, forman parte de ese grupo de nombres comunes terminados en “a” y que son masculinos.
Por el contrario, existen otro grupo de sustantivos que acaban en la letra “o” y son femeninos. Entre ellos mano, dinamo, líbido y los menos empleados como nao, seo, y virago que contribuyen a confundir a los que estudian el idioma español.
Hay nombres comunes como azúcar, mar, armazón y encima que se califican como de “género ambiguo” es decir que se pueden emplear tanto en su femenino como en masculino.
Es correcto escribir tanto el “azúcar” en el caso de “el azúcar moreno” como “la azúcar blanquilla”.
Sin embargo, en el empleo del plural, toma el masculino: “los azúcares”.
Lo mismo ocurre con “mar”. Normalmente se escribe “el mar” pero en el lenguaje coloquial de los marinos es habitual emplear “la mar”.
También “enzima” admite tanto “la encima” como “el encima”. Idem para “armazón”.

Género de los nombres de países:

En los diccionarios, entre ellos el DRAE y el Lexilogos francés no es habitual que se incluyan los nombres de naciones como Francia, España, Alemania o Italia.
Queda, por tanto, una nebulosa para conocer el género de estos nombres.
En el caso de Francia, en la lengua de Molière resulta claro que el género es femenino: se dice “la France”.
En nuestro caso tampoco queda nítido el género de España.
Se habla de la selección española (es “selección” la que concuerda con “española” y determina el género de esta) o el equipo español (idem con “equipo” que al ser masculino provoca la masculinidad de España).
Nos tenemos que remontar a la canción de la difunta Cecilia, “Mi querida España” para conseguir que España es de género femenino.
En un breve recorrido por Internet no conseguimos ninguna referencia sobre el “sexo de los Ángeles”, nos referimos con humor al género de “España”, que la obligada reflexión provoca que nos inclinemos por el género antes referenciado.
Llegado a este punto, puede que hayamos construido la casa comenzando por el tejado y tengamos que empezar por explicar el “género gramatical”.
Como curiosidad no tenemos más remedio que mencionar la famosa y triste “Ley de violencia de género”, que poco o nada tiene que ver con el “género gramatical” y que induce a confundir el “género” con el “sexo”.
Conviene esta precisión para explicar que el “género” nada tiene que ver con el “sexo”.
Es un concepto gramatical: las palabras poseen “género” mientras que las personas, los animales, los seres vivos en general tienen “sexo”.
Cuando hablamos de “género” en gramática no nos referimos al sexo de las palabras.
Por supuesto, que el género suscita controversias y amplias discusiones sobre todo en el marco político y sociológico donde lengua y sexo se confunden por personas interesadas en buscar una controversia que en las cuestiones lingüísticas no existe.
Los géneros: masculino, femenino, neutro:
Las categorías que son susceptibles de poseer género son los sustantivos, los adjetivos, los determinantes y los pronombres. Ni verbos, ni adverbios, ni conjunciones, ni preposiciones disponen de género.
En casi todas las lenguas existen los llamados sustantivos “epicenos” en los que el sustantivo masculino y el femenino no coinciden en su morfología:
Hombre y mujer
Padre y madre, papá y mamá
Macho y hembra
Yerno y nuera
Caballo y yegua
Toro y vaca,
Carnero y oveja, entre otros.
El género neutro:
Sólo existe en los artículos y en los pronombres: lo, esto, eso, ello y aquello.

Los adjetivos carecen de “neutro” y cuando les acompañan artículos o pronombres “neutros” aceptan el uso masculino, es decir:
– Lo bello
– Esto es americano
– Eso mismo
– Aquello parece muy bonito

El “género común” implica que muchos sustantivos para expresar el género necesiten del artículo para distinguirlos:
El periodista y la periodista
El cónyuge y la cónyuge.

Se denomina “género epiceno” cuando se precisa del calificativo de “macho” O “hembra” para determinarlo:
Rinoceronte macho y rinoceronte hembra
El “género ambiguo”, lo hemos explicado al comienzo con la explicación sobre “azúcar”.

Dificultades producidas por las “homófonas”
Palabras homófonas son aquellas que con escritura idéntica difieren en su semántica y muchas veces en su género gramatical.
Es el caso de “capital” en el sentido de valor financiero que es masculino y “la capital de España” que es de género femenino.
Son palabras o formas con idéntica grafía y fonética pero con semántica distinta y genero muchas veces diferente.
Un caso confuso es “editorial”:
La editorial publicó una nueva edición de “El Quijote”; se refiere a una empresa que edita libros; es de género femenino en contraste con “el editorial de El Mundo criticó al Gobierno”. Este editorial es masculino y es el artículo en el que el director del periódico expresa la línea ideológica de la publicación.
Lo mismo ocurre con “corte” que en su masculino: “se hizo un corte en un dedo” contrasta con “la corte del faraón” que es femenino.
Existen infinidad de palabras homófonas que inducen a confusión tanto a los hablantes nativos como a los no nativos.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: