Español en América

junio 12, 2012

Bonos del Tesoro, prima de riesgo y otras delicias para Rajoy

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 2:10 pm

La prima de riesgo y algo más

Leemos en el diario digital “Expansión.es” un titular que no llama la atención a nadie: “el bono español a diez años toca el 6,6%”
A su lado, otra cabecera alude, cómo no, a nuestra prima la del riesgo: “el IBEX sufre al filo del 6.500 y la prima de riesgo roza los 530 puntos básicos”.
No somos fanáticos ni de la economía ni de las finanzas pero acumulamos día a día un corpus del español de los negocios con más de dos millones de palabras junto a otro homólogo del inglés financiero algo más reducido.
Los textos sacados de los diarios digitales especializados en esta rama del saber (o del desconcierto) son testigos desde hace más de un año de los desvaríos y sufrimientos de la deuda pública internacional, de la evolución de las bolsas y por supuesto, de los bonos.
En estos corpus recogemos con una finalidad lingüística en prioridad, unos documentos periodísticos elaborados por especialistas y que reflejan el estado de la economía, de las finanzas y lo que es más importante los pronósticos (forecast) que a veces se cumplen – las menos- y, la mayor parte las previsiones se desvían.
Quizás, si esta ciencia de la economía fuera un poco más exacta y científica se conseguirían que las predicciones se cumplieran y entonces políticos y ciudadanos viviríamos felices.
Como no suele suceder así, y como la historia, la atrasada esa que podemos verificar, es fuente de sabiduría, en estos tiempos de rescate, echamos la vista atrás y releemos los corpus para comprobar qué expertos aciertan y cuáles tenemos que evitar.

El periodismo es divulgación

Son conocidos los fines del periodismo, rama de la ciencia que se precia en dar las noticias con veracidad, sin sesgo y con utilidad.
Es nuestro objetivo y añadimos la tarea de divulgar, esa que dice el Evangelio de enseñar al que no sabe.
No nos atrevemos a sentar cátedra y opinar si España o Italia van a ser rescatadas o si los bancos alemanes van a quebrar a la vez que los españoles o si la prima esa de nuestro riesgo se va a poner a 1.000 puntos básicos o a 100. Lo cierto es que el periodista no es como los notarios testigo cualificado de la situación, pero con nuestra participación ponemos nuestro granito de arena en aumentar el conocimiento.
En el sentido de explicar al público esa manoseada y vituperada “prima de riesgo , del estudio de nuestros corpus no hemos visto nada que nos permita decir qué es exactamente y como quizás sea más importante el comportamiento del bono a diez años que la prima en sí misma.
Es conocido y no descubrimos nada nuevo cuando explicamos que la “prima de riesgo” es el diferencial en “puntos básicos” (es decir 100 puntos básicos equivalen al tradicional “uno por ciento”) entre el bono alemán a diez años y el bono del país del que estamos hablando.
Así, si queremos ver la situación de la prima de riesgo española, calcularemos la diferencia instantánea entre el bono alemán y el bono español.
En este preciso momento, las 10:30 minutos hora peninsular española, el bono español a diez años cotiza a 6,516% con tendencia a subir mientras que el bono “merkel” se encuentra al 1,339%, también con tendencia a subir. La prima de riesgo será a las 10:30 de 517,7 puntos básicos.
La prima de riesgo indica, por consiguiente, ese diferencial que es muy importante, en el caso español por su magnitud.
En este instante, el bono italiano y siempre a diez años está al 5,885% y su diferencial con respecto al bono alemán de 4,546, es decir 454,6 puntos básicos de prima de riesgo.
Lo curioso y seguimos conectados con el mercado de bonos a través del “market data” del Wall Street Journal, que recomiendo por su precisión y facilita la información al instante, volvemos a verificar la información a las 10:35:
Bono alemán a 1,361%
Bono español a 6,608%
Bono italiano a 5,939%
Comprobarán que en solo cinco minutos las cotizaciones de los bonos han cambiado de manera sustancial.
La tendencia es a subir su precio (el de sus intereses) contrariamente a lo que había sucedido las semanas pasadas en las que el bono alemán se movía alrededor del 1,18%.
Si se toman la molestia de verificar los diferenciales de intereses obtendrán las primas de riesgo española e italiana.
Es importante explicar que para nosotros es más importante el tipo de interés del bono a diez años que la prima de riesgo.
El tipo de interés del bono es el costo de la financiación del gobierno de un país y es el dato que más les interesa a los gobernantes y a los ciudadanos.
La prima de riesgo es el diferencial que se lleva la señora Merkel cuando emite bonos para salvar al gobierno de España: los toma prestados al 1,36% y se los vende a Rajoy al 6,60%, como ven un negocio redondo.
Además impone condiciones para que “su” dinero se lo podamos devolver. Si estuviera en el lugar y asiento del presidente del gobierno, con estos intereses no podría conciliar el sueño…
Sin embargo, y sin ser las economías de Alemania y España comparables, lo cierto es que ambos países se encuentran en el mismo barco, el del euro, que tiende a hacer agua por todos los lados.
Si el euro se hunde arrastrará al orgullo alemán en su fracaso.
Se nos olvidaba mencionar los también famosos “CDS” o “credit default swaps” que son los costos o precio de asegurar la compra de un importe de 10 millones de euros (o dólares) emitidos a cinco años. Su valor, en el caso de los “CDS” españoles en este momento es de 600 puntos que equivale a decir que asegurar un “bono” de 10 millones de euros a cinco años costaría 600.000 euros, nada menos.

¿Por qué se aseguran las compras de bonos?

Los inversores quieren garantizar su inversión a costa de cobrar menos. Contratan un seguro, un “CDS” y pagan esos 600.000 euros.
El bono español nos produce un 6,6% al año, es decir para el importe de 10 millones de euros serían 660.000 euros anuales que si descontamos los 600.000 euros del seguro “CDS” reportados al año, serían 120.000 euros que tendríamos que descontar del rendimiento.
Es decir, nos producirían 660.000 – 120.000 = 540.000 euros anuales, equivalentes a un 5,4%.
La pregunta del millón es la siguiente: ¿por qué los inversores compran los bonos alemanes al 1,4% si pueden comprar los españoles y asegurarlos?

¿Pero hay alguien que se fie de los “CDS”?

Los “CDS” son emitidos por una multitud de bancos, compañías de seguros o fondos de inversión que “apuestan” a que el bono del estado español no va a quebrar. Y si el dinero del bono se devuelve se quedarían con esos 600.000 euros. La clave es si el emisor de los “CDS” es solvente o quizás mucho menos que el estado español….
Los datos ofrecidos son del día doce de junio de 2012.
A la hora de la publicación de este post 16:00 hora peninsular, el bono español cotizaba al interés record de 6,671%, el italiano sobrepasaba el 6%, con exactitud el 6,045% y el bono “merkel” cotizaba al 1.419% con tendencia todos ellos al alza.
Los datos confirman nuestra aseveración de que es más importante el interés del bono que el dato de la prima de riesgo.
Hora peninsular española: GMT + 1hora

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: