Español en América

mayo 29, 2013

Corpus frente a manuales de enseñanza

Filed under: Lengua española — Mercedes @ 3:32 pm

La filología se ocupa del conocimiento lingüístico centrado de manera primordial en la gramática como armazón que, al parecer, sustenta las lenguas naturales.
Resulta un poco extraño que siendo el saber lingüístico el objeto de la filología se centra casi en exclusiva en el conocimiento sin dedicar demasiados espacios a sus aplicaciones y sobre todo a las lenguas maternas.
La enseñanza de lenguas maternas y extranjeras que es nuestro objetivo adolece del fallo antes indicado, es decir, los esfuerzos van encaminados a la didáctica de las Segundas quedando las maternas de lado.
Y si lo anterior es cierto en el ámbito de la lengua española no lo es tanto en otras lenguas como el inglés o el francés, lenguas que en su aprendizaje interno gozan de predicamento, apoyo y múltiples investigaciones.

Lo anterior viene a cuento porque la herramienta corpus a la que dedicamos afecto, dedicación, esfuerzos y mucho tiempo es otra de las olvidadas en el círculo vicioso del español. Y a los hechos nos remitimos ya que si teclean en Google la unidad léxica Corpus verán que surgen infinitos trabajos, papers, en lengua inglesa, bastantes en francés y unos pocos, que se cuentan con los dedos de una mano en lo que se refiere al español.
En 1991 Sinclair mencionaba en el ámbito del inglés que a los fanáticos del empleo y de la investigación sobre corpus se les calificaba de lunáticos… A nosotros todavía no nos han “etiquetado” o “anotado” esa palabreja pero dada nuestra insistencia, no tardaremos en sufrirla.
Sin embargo, las ventajas de utilizar una metodología de corpus en los procesos de enseñanza de lenguas son innumerables.

Empezamos por el trabajo gramatical que es duro, complicado y, desagradecido, más aún en el caso del español por sus infinitas irregularidades y arbitrariedades y que recibió hace decenios las críticas de Anatole France en el sentido de calificar el aprendizaje de la gramática como la peor cosa que le pudiera ocurrir a un estudiante…
No llegamos a tales extremos pero preferimos enseñar la gramática de forma reflexiva o inductiva a través de los concordancers donde mostramos, comenzando por una forma o palabra elegida cómo aparece “rodeada” de otras formas y si tenemos la suerte de “caer” en una que disponga de varios cientos de ocurrencias, la lección gramatical será amplia ya que mostrará los verbos que aparecen de manera habitual junto a ella, las colocaciones y locuciones que puede dar lugar y cómo elige unas preposiciones en lugar de otras.
Con los concordancers matamos varios pájaros con el mismo tiro y estamos dando clases de gramática y de léxico al mismo tiempo, verificando el uso, leyendo amplios contextos…

Si disponemos de un concordancer que nos permite acceder a contextos que pueden alcanzar artículos completos, entonces comprobaremos el valor de la lectura, el power of the Reading y como las lenguas maternas o segundas se aprenden por inferencia a través de la lectura.
La metodología de concordancers (y es una pequeña parte de ella) se acelera con la autonomía que da al usuario la posibilidad de emplear este software sin la presencia del docente. Por un lado la reflexión provoca los deseos de investigar pequeños detalles o hechos lingüísticos que se resuelven introduciendo en el programa informático una, dos o varias formas separadas o unidas cuyos resultados a golpe de clic permiten descubrir errores, irregularidades, usos preposicionales insospechados.
No podemos dejar tampoco a los concordancers sólos sino que hay que acompañarlos con un diccionario electrónico, un traductor y un conjugador verbal que en nuestro caso es el http://www.onoma.es del Molino de Ideas.

Aclaramos que aunque preferimos por su estructura y explicaciones el conjugador ONOMA, el DRAE en el caso de los verbos posee su propio conjugador.
Gabrielatos un investigador griego que trabaja en UK sobre los corpus en inglés y especialista en la enseñanza de la lengua de Shakespeare con la ayuda de los córpora subraya los tres temas candentes que rodean la enseñanza convencional frente a un empleo exhaustivo o exclusivo de los corpus:

• Intuición e Introspección en la metodología convencional frente al testimonio del uso del corpus

• Reglas y sus excepciones frente a los Modelos y sus probabilidades

• Normativa y/o Prescripción frente a la Descripción que proporcionan los corpus

A estos tres temas podemos añadir la posibilidad de emprender investigaciones sobre la lengua basados en los corpus mientras que poco o nada podemos hacer en los manuales convencionales.
Por otro lado, los corpus nos producen los materiales auténticos, actuales y útiles frente a los textos cuyo objetivo pedagógico según el MCER quedan invalidados sin descontar que al ser editados dejan de ser actuales u con muchas posibilidades de ser útiles.

Para terminar la otra gran ventaja de los corpus es su empleo en plataformas virtuales hecho que no puede darse con los libros de texto.
Desde su comparación como libro de texto un corpus es imbatible ya que es de gran dimensión, actual y actualizable y su utilidad viene dada por la capacidad de docentes y alumnos de incorporar artículos y temas útiles o sin serlo que a través de programas informáticos podamos convertirlos en útiles.
En definitiva es una herramienta digital de extraordinario valor a la que nadie le puede poner un pero…. además es gratuita…

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: